Soñé





Me pregunto porque me hallo aquí,
en esta vida,
en este mundo ,
bajo este techo con tanto odio en este cuerpo,
quisiera cambiar las cosas de ahí afuera,
pero pronto suena un golpe en mi puerta,
alguien a quién interrumpe mi canción favorita
y desato toda la violencia que duerme en mi estómago,
esa que que conduce a mi cabeza a la única muerte que nunca quiero escribir.
Mientras tanto se me ve la vida soñando,
siendo feliz sin sentir,
sin atreverme a contar lo que me digo en voz baja,
sin poder plasmar lo que aquella canción nos 
hace sentir sólo a ti y a mi.
Llegará una noche en la que Yo sea como Tú te mereces,
y 
[por una vez]
será verdad que no hay mañana. 

* Imagen extraída de la película "Léolo"(1992) de Jean-Claude Lauzon.

Comentarios

  1. Hay veces en las que el mañana no existe. Qué bonita entrada en el blog y qué buena.

    ResponderEliminar
  2. La vida, muy canalla ella... se nos escapa entre golpes de suerte y golpes de realidad brutal. Pasamos por ella como "ladrones de ilusiones" aunque nos brinde momentos tan fugaces de dicha que bastarían para colmarla plenamente por siempre de felicidad, otra canalla sin piedad.
    El mañana, osados los que se atreven a pensar en él pero "¿acaso alguien no lo ansía, acaso alguien no ansía que no llegue nunca?" ...

    Saludos, "pequeño gran autorcito".

    Por cierto, ¡debemos! vivir como si no hubiera un mañana, ya se sabe, puede que de repente no llegue nunca.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares