Rebeca









“Ángel caído del cielo
Con dos alas negras
A los doce años ya mayor de edad. “
“ Bambi Ramone”, Iván Ferreiro.

Rebeca vive como sueño yo.
Descubre cada día su ciudad.
Los lunes es incapaz de escuchar nuestra canción.
Agacha la cabeza cuando Él la está mirando.
Para Rebeca hoy es mañana.
A Ella le gusta lo que le escribo,
aunque  no sabe que nunca recuerdo lo que se me ocurre la noche anterior.
Andas regalando meses de Abril,
corazón de papel; maravilloso lugar donde habitan sentimientos y emociones,
Tu amor viajaba en los trenes en los que estuve mientras tenía la cabeza
perdida.
Enfermera en mi quinta Guerra Mundial.
Portadora del virus de la adolescencia,Philippe Petit supo lo que es el vértigo en tus piernas.
La pobre Rebeca no sabe que 31 miércoles perdidos son  un mes.
Espalda de tinta china. ¿te acuerdas cuando conocimos al diablo juntos?
Aparentas no  haber llorado,
el bajo de “Copenhague” ya te ha alegrado el
día.
Deshoja una siempreviva.
Te dejas tu vida en ansiedades, la mía la dejo en el desván con solo
escuchar tu voz.
Rebeca: “pasión violenta, pasión tierna, estimación apasionada”.
Hoy lloviendo, para una vez que te has puesto zapatos abiertos.
Te aburres y regalas fotos en ropa interior.
Rebeca se enamora todas las semanas. Un jueves cada dos meses me toca a mí.
Disfruta cuando te toque a ti…
Con su muro de soledades enquistadas nadie puede hacerle daño.
cuando lloras sangran las estrellas.
Dos horas contigo hacen que cuatro años de mi vida valgan la pena.
Paseas desnuda en las rebajas.
Todas las noches antes de dormirse se despide de la estrella que hay a la
izquierda de su ventana.
Me das cervezas mientras el barrio arde y es feliz si le digo que me
moriría allí.* (1)
Rebeca entró dentro del espejo y miró desde allí a la realidad.
Nunca le enseñaron a ser querida dentro del laberinto.
¡como duelen las cicatrices de las heridas que tienes por dentro!
los intereses de las cuentas pendientes que tiene con la vida no te dejan vivir.
¿Te has parado a pensar todo lo que te deben a ti?
Rebeca, siempre esperando el verano.
Rebeca entre advientos y bacanales.
Rebeca, cuantas llamadas perdidas.
Rebeca rodeando la misma piedra.
Tus defectos fueron los que hicieron que me enamorara de ti.
Tantas tardes perdidas valieron la pena, ya eres esa mujer.
Rebeca me estoy peleando con tus fantasmas.
Rebeca estoy perfecto,puedes marcharte tranquila, vuela muy lejos de aquí.
Nunca sabrás que lo que te quise Rebeca.

* (1) Basándome en un fragmento de “ Tokio Blues” de Haruki Murakami.
* La imagen está extraída de Inkult Magazine, y está realizado por el colectivo fotográfico ucraniano Synchrodogs.

Comentarios

Entradas populares